Actualice su navegador
ir al contenido

Rochester Hotel - m

Gastronomía Tradicional

Quienes quieran probar diferentes comidas y sabores encontrarán en Buenos Aires una oferta tentadora y en la Argentina una variedad de matices sin igual.

Asado

La excelencia de la carne vacuna argentina es conocida en todo el mundo. El método más frecuente para prepararlo es a la parrilla, en donde las carnes se cocinan horizontalmente (es común que como parrilla se use un "elástico" metálico de cama), sin embargo también es tradicional el "asado a la cruz" o "al asador", en el cual las carnes se disponen sobre las brasas de modo vertical sostenidas por un armazón que suele tener forma de cruz. El asado debe quedar jugoso y tierno.
También se llama asado a la reunión en que se prepara y se sirve este plato. Es frecuente entonces escuchar frases como: "Te invito a un asado". La carne se acompaña siempre con una abundante ensalada de lechuga, tomate y cebolla; de papas, remolacha, cebolla y huevo duro; de rabanitos e hinojos, etc. etc. Puede agregarse carne de pollo, chivito o cerdo y también provoletas, una clase de queso provolone asado a la parrilla.
Un asado o parrillada suele estar compuesto de:

  • ACHURAS: menudencias de la vaca, de todo tipo: mollejas, riñones, tripas, morcilla, chorizo, chinchulines.
  • BIFE: es un corte de carne. Se suele cocinar a la plancha. El churrasquito criollo se cocina en aceite con cebolla y morrones. El bife de chorizo es una porción (de 250 g. aproximadamente) de carne sin hueso que se cocina a la parrilla.
  • CHIMICHURRI: aliño típico del asado argentino, una especie de salsa fría picante de variada composición. Compuesto principalmente por mezclas de aceite y vinagre con ajo, pimentón, cebollas de verdeo y otras especias (por ejemplo: albahaca, orégano). Esta salsa se añade a la carne o a los embutidos una vez asados.
  • CHORIPÁN: sándwich de chorizo. Suele comerse al aire libre, y siempre que se va a la cancha a ver un partido de fútbol. Conocido popularmente como “chori”. Infaltable en el asado.

Moscato, Pizza y Fainá

  • FAINÁ: Masa de harina de garbanzos, dorada, bien finita y con algunas variantes como agregados (morrones, cebolla de verdelo), que se sirve con la pizza.
  • FUGAZZA: es el nombre que se le da a la pizza con cebolla, otro clásico porteño.    
  • FUGAZZETA: es una fugazza cuya masa se rellena con mozzarella.
  • PIZZA: se prepara al molde o a la piedra, se come con cubiertos o con la mano. La costumbre es acompañar el triángulo sabroso con la fainá. Las pizzerías más famosas están casi todas en calle Corrientes. Hay también lugares nuevos, modernos con recetas menos tradicionales.
  • EMPANADAS: pasteles de masa rellenos –en sus muchas variantes— de carne picada, cebolla, pimientos, pasas de uva y huevo duro; picantes o suaves; fritas o al horno. Hay también de verdura, humita e infinidad de otros rellenos. Pero las más tradicionales son las de carne. Se comen con la mano y se acompañan con vino tinto.
  • Las distintas regiones argentinas se precian de sus recetas distintivas. Así, el turista verá locales que ofrecen empanadas salteñas, tucumanas, etc.

Pescados

El de consumo más corriente es la merluza, pero también la brótola, lenguado, corvina, besugo: variedades refinadas y sabrosas para elegir. El pejerrey es realmente criollo, no tiene equivalente en aguas que no sean las de las costas atlánticas argentinas o los ríos de llanura y montaña.

Pastas

La cocina italiana está muy difundida. La creatividad de los chefs se destaca en la variedad de salsas y rellenos (de pescado, mariscos, hongos, calabaza).

Panificados

Facturas, medialunas, churros, pastelitos y diversos tipos de panes saborizados. La factura es una pasta o bollo dulce. Se come con el mate de la mañana o la tarde.

Dulces

El vigilante es un postre tradicional de queso y dulce (de batata o membrillo).
El dulce de leche (leche espesada durante horas con mucha azúcar, de consistencia pastosa y color acaramelado) se utiliza en tortas, helados, salsas para postres, bombones y como relleno de tabletas de chocolate. Pero lo más común es untarlo en el pan, con manteca o solo, para el desayuno y la merienda. O comerlo a cucharadas.
Los alfajores, compuestos por dos o más galletitas, galletas o masa horneada, separadas entre sí por rellenos como mermeladas, jaleas, u otros dulces, pudiendo tener un baño o cobertura exterior. Al igual que en el caso de las empanadas, cada región de la Argentina tiene un alfajor o dulce característico para su relleno.

Vinos

los argentinos son reconocidos en toda la región, especialmente el tinto. Se destacan los varietales de Mendoza y San Juan, zona de Cuyo, pero también se produce en Salta, en Neuquén, La Rioja y cada vez más zonas del país.
Los vinos de las mejores bodegas argentinas se encuentran en las cartas de los restaurantes, en supermercados o en vinerías especializadas en este producto particularmente.

Mate

Es una infusión característica. Se prepara echando agua caliente en un pequeño recipiente del mismo nombre que contiene yerba mate. Algunos le echan azúcar; la mayoría prefiere "un amargo". Y se sorbe a través de una bombilla que es como un colador tiene una punta ensanchada y llena de agujeritos que permite pasar la infusión pero no la yerba. El mate posee un efecto estimulante debido a la "mateína" (como la cafeína del café) que contiene.
"Matear" en rondas es toda una ceremonia con un lenguaje específico, aunque —como en todo lenguaje— pueden darse variaciones según el contexto y la región.
Se pueden adicionar otras hierbas ("yuyos") a la infusión (tanto al agua con que se ceba el mate como directamente a la yerba mate) para darle un sabor diferente o con fines medicinales. Es corriente el agregado de hierbas con propiedades digestivas o sedativas, por ejemplo: coca, peperina, poleo, melisa, toronjil, menta, "cola de caballo", incayuyo, té de burro, ajenjo, carqueja, anís, etc. En el nordeste argentino es frecuente que se añada jugo de naranja o cáscara de naranja u otros cítricos, algunos añaden un poco de café.
Subir