Actualice su navegador
ir al contenido

Rochester Hotel - m

Tango

De las miles de canciones dedicadas a ciudades del mundo, algunas, por decisión multitudinaria del gusto popular, se convierten en símbolos de los lugares a los que les cantan y, así, en parte de su cultura. Es el caso del tango en Buenos Aires: tiene miles de fanáticos, otros juran que no les gusta, pero todos, como dice la leyenda, levantan la cabeza y sueltan una lágrima cuando lo escuchan lejos de Buenos Aires.


El tango es un estilo musical y una danza rioplatense, propio de las ciudades de Buenos Aires, Montevideo y Rosario, de naturaleza netamente urbana y renombre internacional.
Musicalmente tiene forma binaria (tema y estribillo) y compás de cuatro cuartos (a pesar de que se le llama «el ritmo del dos por cuatro»). Clásicamente se interpreta mediante orquesta típica o sexteto y reconoce el bandoneón como su instrumento esencial.
La coreografía, diseñada a partir del abrazo de la pareja, es sumamente sensual y compleja. Las letras están compuestas con base a un argot local llamado lunfardo y suelen expresar las tristezas que sienten los hombres y las mujeres de pueblo, y otras temáticas como las humorísticas y políticas.

Buenos Aires está repleta de tanguerías con orquestas y bailarines en vivo. Los lugares de mayor realce que cuentan con espectáculos en vivo suelen incluir cena (con la posibilidad de optar entre la especialidad de carnes argentinas o un menú internacional).
También están las milongas, lugares donde se va a bailar. Muchas organizan clases —a cargo de docentes especializados— antes del baile. Para novatos e iniciados, grupales o individuales. Tango, milonga o vals.
Además se ofrecen clases de baile en muchos centros culturales. Las lecciones duran entre una y dos horas. Lo ideal es tomar cuatro o cinco clases. Desde el primer encuentro los profesores entrenan a los principiantes para el dominio del paso básico: ocho simples movimientos que pueden aprenderse en pocas horas.

A continuación algunos conceptos básicos para entender la jerga y el mundo del tango:
  • BANDONEÓN: Instrumento de viento, portátil, creado en Alemania en 1835. Tiene teclas o botones y requiere una particular técnica de ejecución. Le infundió a la música popular del Río de la Plata el sonido rezongón y melancólico que hoy identifica al tango.
  • CABECEO: Movimiento de cabeza con que el hombre invita, sin acercarse, a bailar a una mujer en la milonga. Consiste en mover ligeramente la cabeza hacia atrás y al costado.
  • LUNFARDO: es la forma del habla rioplatense, su argot. El repertorio se amplió con términos traídos por la inmigración, durante la segunda mitad del siglo XIX. Posteriormente, y en parte por acción del tango, el lunfardo se extendió al habla cotidiana y hoy cosecha términos que abarcan áreas más amplias.
  • MILONGA: lugar donde se baila tango. Además es uno de los tres ritmos que toma la música del tango, junto con el vals.
  • PRÁCTICA: lugar donde se baila el tango informalmente, un estatuto intermedio entre la clase y la milonga.
  • REBOTAR: ser rechazado tras proponer una invitación a bailar.
  • SANGUCHITO: figura del tango bailado en la que el hombre encierra el pie izquierdo de la mujer entre los dos suyos, en un gesto de varonil contención.

GUÍA DE LA MILONGA 

A qué hora: la pista de la milonga se comparte con muchas parejas. Para bailar cómodos, sin chocarse, hay que llegar temprano o irse tarde.
Qué llevar: es indispensable portar algunos de los elementos del siguiente y básico
Kit tanguero:
Remera o camisa (de recambio), gomina (para el retoque), un par de medias (de más), pintura (para el retoque), zapatos de baile (bolsita de zapatos), zapatos sin taco (para descansar), talco para las suelas (por si la pista no resbala lo suficiente).
Al hombre: cómo sacar a bailar
El milonguero puede elegir entre dos opciones:
- El cabeceo. Hombre y mujer se observan y sólo si la mujer mantiene la mirada, él mueve sutilmente su cabeza.
- Es el método más arriesgado: el milonguero se acerca a la mesa de la mujer y la invita verbalmente a bailar.

A la mujer. Cómo hacer para que te saquen a bailar:
Ante todo hay que ponerse los zapatos apropiados. Luego sentarse mirando la pista, con las piernas hacia el pasillo, para que el hombre desprevenido y caminador se tropiece con el pie. Así se produce el encuentro (y la invitación).

Subir

Rochester M Buenos Aires | Viví Buenos Aires, Cultura, Tango | Reserve Online

Visite también :
www.rochester-hotel.com
|
www.rochester-hotel.com.br
|
www.serenabuzios.com.br
Sitio seguro.
Copyright Rivotel S.A.